Rodriguez Lewis & Kahn
213.297.3800
In English
Inicio Perfil de Abogados Areas De Practica Contáctenos

PROPOSICIÓN 36

La Proposición 36 es simplemente una alternativa a la sentencia disponible para los delincuentes que cometen delitos no violentos y de posesión relacionados con drogas en California. El Programa de Rehabilitación para la Drogadicción (Deferred Entry of Judgment) o DEJ o PC 1000 es la otra opción. Usted tiene opciones, si se le ha imputado un cargo de un delito grave o un delito menor relacionado con las drogas. Los abogados defensores Rodriguez, Lewis & Kahn representan a individuos a quienes se les han imputado cargos relacionados con drogas que varían desde simple posesión a distribución y ventas de drogas. Llámenos para que hable con uno de los abogados con experiencia para hablar sobre sus opciones y determinar si usted reúne los requisitos para la condena alternativa del programa de la Proposición 36. Un abogado defensor competente puede conseguir que se deseche un caso si el acusado termina un programa de educación de drogas y no comete ningún otro delito.

PROGRAMA DE LA PROPOSICIÓN 36 DE CALIFORNIA

La Ley para la Prevención de Delitos y Abuso de Sustancias Químicas de California, también conocida como la “Proposición 36”, o “Prop 36” se establece en los artículos 1210 y 1210.1 del Código Penal. Esta ley les permite a los delincuentes que cometen delitos no violentos y de posesión relacionados con drogas que participen en un programa de doce meses de tratamiento de drogadicción y abuso de sustancias químicas aprobado por el tribunal como alternativa a ir a la cárcel o a la prisión. El programa de tratamiento puede extenderse hasta por dos períodos adicionales de seis meses si esto es aprobado por el oficial de libertad condicional y el juez.

Con el propósito de cumplir los requisitos necesarios para que le permitan gozar del beneficio de la Proposición 36 como sentencia, al acusado se le debe haber condenado de un ‘delito no violento de posesión de drogas’, que se define como consumir o encontrarse bajo los efectos de un estupefaciente, o poseer o transportar una sustancia ilícita para consumo personal. Las sustancias ilícitas incluyen, entre otras, la heroína, cocaína, ecstasy (“X”) (éxtasis), metanfetamina, marihuana, codeína y hidrocodeína (Vicodin). La Proposición 36 no se aplica a las condenas por posesión para venta, venta, producción, manufactura o tráfico o distribución de drogas, debido a que estos delitos no se consideran delitos simples de posesión de drogas. Ciertos delitos de drogas que no permiten el beneficio de la Proposición 36 incluyen el cultivo de marihuana (Artículo 11358 del Código de Delitos contra la Salud) y posesión de una sustancia ilícita estando armado con un arma de fuego (Artículo 11370 del Código de Delitos contra la Salud).

La condena alternativa a la Proposición 36 tampoco es una opción si:

  • El acusado ha sido condenado de un delito serio o violento (“Strike”) en un período de cinco años.
  • Al acusado se le ha imputado algún otro delito mientras estápendiente el caso de posesión de drogas o por estar bajo los efectos de las mismas.
  • El acusado tenía en su posesión o estaba bajo los efectos de cocaína, heroína, metanfetamina o PCP y utilizó un arma de fuego.
  • El acusado se rehúsa a someterse a un tratamiento de drogas.
  • El acusado ya ha tomado dos cursos del tratamiento de drogas de la Proposición y el juez determina que el tratamiento no ca a ser efectivo.

CONDENAS Y SANCIONES

Un acusado debe declararse culpable (o no me opongo) al cargo de posesión de drogas. Entonces al acusado se le otorga libertad condicional y necesita terminar satisfactoriamente un programa de tratamiento de drogas aprobado por el juez. En el condado de Los Angeles, la diración del programa es por lo general de un año a dieciocho meses. Durante este período, al acusado se le hacen pruebas de drogas al azar. A lo largo del tratamiento de drogas, un juez puede tolerar dos ciolaciones de libertad condicional que no sean serias. Si ése es el caso, entonces el juez puede requerir que cumpla una condena de 30 dias en la cárcel del condado por cada violación junto con términos adicionales que se añaden a la libertad condicional del acusado, como más tratamiento, consejería y terapia psicológica y/o servici a la comunidad.

Si el acusado termina satisfactoriamente el tratamiento de drogas requerido, su condena se puede anular y se desecha la audiencia o el cargo penal. Entonces, al acusado se le mermitirá legalmente decir que él no ha sido arrestado ni condenado por el delito por el cual recibió el tratamiento. El no terminar satisfactoriamente el programa de drogas puede dar como resultado que el juez imponga una condena en la cárcel del condado o en la prisión estatal. En Los Angeles, dicha condena en la cárcel por lo general es de un año en la cárcel del condado, o en la alternativa, una sentencia que se basa en el delito de drogas original.

ABOGADOS CON EXPERIENCIA EN DROGAS

Si se enfrenata a cargos de drogas en Los Angeles, el abogado que se elija es importante. Usted debe contar con un abogado con la experiencia y la destreza para manejar su caso con eficiencia. En las oficinas de Rodriguez, Lewis & Kahn, dedicamos nuestra práctica exclisivamente a la defensa criminal. Como abogados defensores penalistas, no tomamos los casos penales solamente para negociar un acuerdo entre la defensa y la fiscalia. Si hay desponible un programa de tratamiento de drogas o una alterntiva a la cárcel que le ayude a su situación, ¡nosotros pelearemos con ganas para conseguirle dicha opción!

213.297.3800